Apple gana su primer juicio contra el FBI

Resultados financieros

Tras varias semanas de polémica y con una rapidez asombrosa, el juez que llevaba el caso de Apple y el FBI ha resuelto a favor de Apple. El magistrado se llama James Orenstein, el cual afirma que aprobar la solicitud del FBI sería traicionar la herencia constitucional de Estados Unidos.

Esto no significa una victoria definitiva por parte de Apple ya que el sistema judicial estadounidense tiene demasiados escalones en los cuales Apple puede tropezar, pero sin lugar a dudas es una buena noticia para Apple y para el resto de empresas tecnológicas.

Tras el caso San Bernadino, el FBI solicitó a Apple que incorporase un mecanismo para poder tener acceso a los iPhone. Apple se ha negado desde un principio ya que supondría la inclusión de backdoor o puertas traseras por parte del gobierno en sus dispositivos. A esta petición y tras declaraciones de Tim Cook, muchas empresas tecnológicas han defendido a Apple. El FBI lo llevó a juicio y parece que todo apunta a que Apple no tiene porqué incluir este software ni realizar tales ayudas a los cuerpos de seguridad de Estados Unidos.

Aún quedan muchos juicios y sentencias entre el FBI y Apple

Y lo más llamativo de todo o lo más importante es que esta sentencia crea jurisprudencia, es decir, que cualquier tecnológica que intente ser coaccionada por el Gobierno de Estados Unidos podrá escudarse en este juicio y tomarlo como una norma federativa a aplicarse. Claro está, al final dependerán de los jueces pero será un gran aviso para aquellos que quieran imponer su autoridad.

Personalmente me alegra esta noticia puesto que considero que el FBI y Estados Unidos querían imponer una puerta trasera en los iPhone, es decir, controlar a la gente, pero esta sentencia parece indicar que el FBI lo tendrá más difícil para  inspeccionar los smartphones ajenos ¿no creéis?


Escribe un comentario