Cómo formatear un pendrive en Mac

Sin lugar a dudas podemos decir que para limpiar un pendrive de todo lo que hay dentro no sirve con borrar la información y listo. Tenemos que tener en cuenta que siempre puede quedar algo en el interior del pendrive o que realmente no se quede limpio del todo, así que lo mejor y más sencillo es formatearlo directamente desde nuestro Mac.

Puede sonar a complicado o puede incluso que muchos de los pasos puedan parecer más complicados de lo que realmente son, por ello hoy veremos paso a paso todo el proceso que se tiene que realizar para formatear un pendrive con un Mac.

No importa el tipo de pendrive que queremos formatear, todos pueden pasar este proceso de limpieza de archivos de igual forma aunque sea de publicidad o uno comprado en tienda. La verdad es que muchos usuarios no saben que pueden limpiar o borrar todo el contenido de un pendrive de publicidad y usarlo para sus propios archivos una vez “ojeado” el interior de este. Es algo habitual entre los usuarios más alejados del mundo tecnológico no saber que los pendrive son realmente como un disco duro externo para almacenar contenido de cualquier tipo, desde documentos hasta música en mp3 o incluso fotos.

Pero hoy no vamos a hablar de la función que pueden llevar a cabo estos pendrive, lo que vamos a ver es cómo podemos formatearlos directamente desde un Mac. Los pasos son sencillo y simplemente hay que tener en cuenta la función que queremos que realice posteriormente el pendrive para definir el formato que le vamos a dar en el borrado.

Conectar el pendrive y guardar si es necesario una copia en el Mac

El primero de los pasos como siempre es guardar una copia en caso necesario del contenido del pendrive. Esto vendrá ligado directamente con la necesidad del usuario y será algo importante si es que queremos guardar el contenido de ese pendrive en nuestro Mac para luego utilizar el pendrive en otros ámbitos. Lo bueno de esto es que es bien sencillo guardar el contenido que tenemos en el pendrive ya que simplemente al conectarlo al Mac y que este nos lo detecte, podremos arrastrar a cualquier carpeta o lugar todo su contenido que contiene.

Para ello podemos seleccionar todo de forma manual o pulsando cmd + A y arrastramos todo al lugar que queramos. Ahora ya tenemos el pendrive limpio de archivos y todos ellos guardados por si nos hacen falta. Evidentemente aquellos que no quieran guardar este contenido simplemente nos saltamos el paso.

Utilidad de discos en macOS

Llegados a este punto con el pendrive conectado en nuestro Mac los pasos a seguir son realmente sencillos y cualquier persona puede realizar la tarea de borrar o formatear un pendrive en el Mac. Empezamos hablando de la herramienta Utilidad de discos, la cual podemos encontrar en el Launchpad  dentro de la carpeta “Otros”. En este caso es la herramienta con la que vamos a poder formatear nuestro pendrive o cualquier disco, ya sean los internos como los externos y por tanto es importante saber dónde encontrarla.

Utilidad de discos se puede quedar tranquilamente situada en nuestro Dock, esto permite que tengamos la herramienta a mano para cualquier ocasión que necesitemos usarla. Una vez abrimos Utilidad de discos veremos todos los discos y USB conectados, buscaremos el que tengamos que formatear y arrancaremos el proceso de una forma sencilla y rápida. Es por ello que tener la herramienta disponible en el dock nos facilita la tarea de formatear cualquier disco en nuestro Mac. Para anclarla en el dock simplemente pulsamos botón derecho desde el icono del dock > Opciones > mantener en el dock.

Borrar o formatear el pendrive

¿Cuando tenemos todo listo para empezar con la tarea? Pues realmente en cualquier momento podemos empezar con el borrado del disco pero no hay que precipitarse en ello ya que al formatear un disco, pendrive o similar nos deja sin su contenido para siempre y por ello es importante tomárselo con calma. Este proceso es sencillo de llevar a cabo pero precipitarse no es bueno en ninguno de los casos y por tanto tenemos que tener tiempo suficiente para llevar a cabo esta acción de borrado, nada más.

Ahora lo que tenemos que hacer desde la opción de Utilidad de discos es localizar nuestro pendrive para eliminarlo y empezar con el proceso. Abierta la herramienta Utilidad de discos, con el pendrive conectado y localizado el pendrive en la herramienta Utilidad de discos, tenemos que seguir los mismos pasos que en los casos de borrado de un disco normal. Por lo que elegimos el disco y continuamos.

Como puedes ver en la captura superior aparece el pendrive como Flash USB Disk Media, en mi caso. En tu caso aparecerá con otro nombre y es clave que nos fijemos en el punto que dice “Ubicación” ya que veremos que pone Externo y nos indica que no es un disco del Mac. Ahora simplemente tenemos que pulsar en la opción que tenemos en las pestañas que aparecen en la parte de arriba y que indica Borrar:

Una vez pulsamos en borrar nos aparece una nueva ventana de dialogo en la que nos muestra: el nombre, el formato y el esquema. Estos son puntos importantes cuando queremos usar el pnedrive para crear un USB booteable que nos servirá para instalar un sistema operativo, pero en el caso que únicamente queramos el espacio para archivos, documentos, fotos o similares, no tenemos que preocuparnos demasiado. Ponemos un nombre al pendrive, utilizamos el formato que creamos oportuno y continuamos.

En el nombre es evidente que pondremos el que nosotros queramos, pero en el apartado del formato tenemos varias opciones disponibles y para utilizar el pendrive en el Mac lo mejor es usar Mac OS Plus (con registro), si queremos usar el pendrive en nuestro Mac pero también poder escribir y añadir contenido en un PC con Windows, tenemos que elegir el formato ExFat y para aquellos que únicamente quieran utilizar el disco en un PC, lo mejor es usar MS-DOS (FAT), formato con el que podremos utilizar el pendrive en cualquier PC. Lo bueno de poder elegir el formato en este momento es que nos facilita mucho la tarea y mi recomendación es que utilices el que más te convenga.

En Apple nos dicen que MS-DOS (FAT) es lo mejor para los discos que tienen un tamaño de 32 GB o menos y ExFAT para los que el tamaño del disco es mayor de 32 GB. En cualquier caso una vez seleccionado el formato únicamente tenemos que aceptar pulsando en “Borrar”. Ahora tenemos que esperar a que el proceso termine y ya tendremos nuestro pendrive totalmente limpio con el formato que nosotros queremos. Este proceso se puede repetir tantas veces como quieras en un Mac, así que prueba y utiliza el que más te convenga que siempre podrás formatear el USB con tu Mac.

¿Buscas un móvil o smartwatch?
Tanto si buscas móvil nuevo o un smartwatch, no te pierdas estas ofertas. Podrás escoger tu móvil según el precio, marca o tamaño de su pantalla.

Móviles libres de ofertaSmartwatches


Categorías

Tutoriales

Me encanta todo lo relacionado con la tecnología y todo tipo de gadgets. La fotografía y el deporte en general son otras de mis pasiones; enganchado por completo al mundo del alpinismo. Nunca te acostarás sin aprender algo nuevo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.