Comprueba el funcionamiento de la RAM de tu Windows con este truco

Diagnosticar memoria RAM en Windows

La memoria RAM es un componente hardware importante dentro de cualquier ordenador con Windows. Si algo falla en ella los programas, e incluso el sistema operativo, no iniciarían operaciones de forma regular. Para evitar estas situaciones de estrés, comprueba el funcionamiento de la RAM de tu Windows con este truco.

Se trata de una manera muy sencilla de saber el estado de la memoria RAM y si pudiera estar fallando, encontrar su causa. Es mejor atender este problema a tiempo y evitar que la máquina deje de funcionar adecuadamente o te aparezca la horrible «pantalla azul de Windows».

Funciones de la memoria RAM

Fallas de una memoria RAM

La memoria RAM es un componente de alto valor dentro de los ordenadores. Su función principal es almacenar datos temporalmente, que son usados por el procesador para iniciar tareas como: iniciar el sistema operativo, que aplicaciones puedan arrancar sin contratiempos, evitar que se detenga un programa en ejecución, entre otros. Conozcamos más sobre este periférico tan importante de una computadora:

Artículo relacionado:
Guía Completa: Activar más de 4 GB de memoria RAM en Windows de 32 bits
  • Habilita al ordenador a realizar tareas diarias que van desde cargar aplicaciones, navegar en internet, usar un programa o jugar un videojuego.
  • Agiliza la tarea de cambiar de un programa a otro sin perder tiempo.
  • Recopila información de programas que el procesador necesita para hacerlos funcionar y mantenerlos activos.
  • Archiva datos de alto valor para los programas, así el procesador no tiene que ir al disco duro o SSD a buscarlos.
  • Facilita el acceso en menor tiempo y comunicación efectiva entre el CPU y el almacenamiento a largo plazo. Así se garantiza que el ordenador funcione adecuadamente o cualquier otro dispositivo electrónico.

Síntomas de fallos en la memoria RAM

Diagnóstico de RAM en Windows

Es posible determinar si nuestra memoria RAM está generando fallos durante sus operaciones. Para ello existen algunos síntomas que se pueden detectar a tiempo para reemplazarla y evitar males mayores. Veamos algunos aspectos a evaluar cuando encendemos nuestro ordenador o dispositivo electrónico:

RAM
Artículo relacionado:
Este nuevo tipo de memoria podría dejar a las RAM y ROM actuales obsoletas

Escucha tu máquina

Es posible que los síntomas se puedan detectar con un simple ruido el cual no es común en una máquina. por ejemplo, puede ser un ruido extraño que aparece al encender el equipo y no se detiene nunca. Además, se puede ir intensificando hasta que el dispositivo se apague por completo.

Se ralentiza el equipo

Cuando tu equipo comienza a bajar sus pulsaciones a tal punto de funcionar muy lento, esto quiere decir que algo malo pasa con la memoria RAM. Puedes notarlo al abrir un programa, iniciar Windows o cuando pasas de una aplicación a otra.

Pantalla azul

si al iniciar un programa o juego se activa un «pantallazo azul (BSOD)» es momento de revisar tu memoria RAM. Lo que ha ocurrido es que Windows ha detectado un error fatal y ha tenido que detener el proceso. Una de las causas puede ser la RAM.

Tarda en arrancar

Si notas que el sistema operativo tarda en arrancar hasta estar 100% lista para ser usada, uno de los problemas puede estar en la memoria RAM. Es momento de cambiarla o aumentar su capacidad, pero todo dependerá de su es soportada por la tarjeta madre.

El equipo se bloquea o reinicia solo

Cuando tu equipo comienza a generar una falla de bloque del sistema, se reinicia sola o simplemente no se reinicia, es momento de verificar la RAM. Lo que ocurre es que la memoria se ha detenido y no ha permitido una fluida comunicación entre los componentes.

Falta de memoria RAM

El problema de falta de memoria RAM ocurre cuando esta se ha quedado muy corta para gestionar algunos programas. En la actualidad las aplicaciones y software han sido diseñados para funcionar única y exclusivamente en equipos con una RAM igual o superior a los 4 GB. Si no cuentas con esta mínima cantidad, no podrás utilizar ciertos desarrollos

Activa la herramienta de diagnóstico de Windows para problemas de RAM

Funciones de una RAM

Windows es el sistema operativo más usados en el mundo, por ende queremos explicarte como solventar los fallos de una memoria RAM desde su herramienta de diagnóstico. Para ello debes realizar los siguientes pasos:

Artículo relacionado:
¿Cómo saber si la memoria RAM en nuestro ordenador esta fallando?

Paso 1: Ingresar en el sistema

Enciende tu ordenador y presiona la siguiente combinación de teclas de forma simultanea: Windows + R. Por si no sabes, la tecla de Windows está ubicada en el último nivel del teclado y está identificada con el logo del sistema operativo.

Paso 2: Escribe el comando mdsched.exe

Una vez hagas el paso 1 se abrirá una pequeña ventana en la parte inferior de la pantalla llamada «Ejecutar«. En ella estará habilitada una barra para escribir una ruta de archivo, en este caso coloca la siguiente: mdsched.exe y presiona el botón «Aceptar«.

Paso 3: Diagnóstico de RAM en Windows

Se abrirá una nueva ventana llamada «Diagnósticos de memoria de Windows» y con ella unas opciones, selecciona la que solicita reiniciar el equipo y comprar si existen problemas. Lo que ocurrirá es que el sistema se va a reiniciar y hará la evaluación. Mostrará una pantalla azul con el progreso del mismo, lo cual tardará algunos minutos.

Es importante que realices el diagnóstico de tu memoria RAM una vez hayas finalizado todo lo que hagas en el equipo. Puedes al final del día y mientras se realiza el análisis puedes realizar otra cosa. En caso de existir alguna falla, Windows arrojará una notificación correspondiente. Coméntanos que tal te ha ido con este diagnóstico y si tienes alguna fallas puedes comentarla.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.