Cómo convertir imagen en icono

Cómo convertir una imagen en icono

Desde siempre, cada vez que hemos querido personalizar nuestro equipo, el único sistema operativo que nos ofrece un sin fin de posibilidades es Windows de Microsoft. Tanto en Internet como en la propia tienda de aplicaciones, tenemos a nuestra disposición un gran número de aplicaciones para personalizar nuestra copia de Windows.

Sin embargo, si buscamos aplicaciones de diferentes temáticas, como de series de televisión, películas, juegos, ánime o cualquier otra temática, la cosa se complica bastante, ya que es muy difícil encontrar este tipo de aplicaciones, si es que en algún momento llegaron a existir. Si quieres personalizar tu equipo con Windows 10, lo mejor que podemos hacer es hacerlo a través de los iconos. A continuación os mostramos cómo convertir una imagen en icono.

Seguro que si somos seguidores de alguna temática concreta, nos gustaría personalizar nuestro equipo no solo con un fondo de pantalla de esa temática, sino que además, también nos puede gustar personalizar todos y cada uno de los iconos de las carpetas o aplicaciones que utilizamos habitualmente en nuestro equipo con ciertas imágenes.

Windows nos permite utilizar cualquier imagen como icono de una carpeta o aplicación, siempre y cuando tengamos la paciencia necesaria y los recursos para poder realizar este proceso, ya que aunque inicialmente no es complicado requiere de una serie de procesos y requisitos que no podemos olvidar.

Cómo convertir una imagen en icono

Cómo convertir una imagen en icono

En primer lugar, debemos tener en cuenta que si queremos obtener un resultado excelente y que el icono quede como si lo hubiera hecho un profesional, la imagen en cuestión, debe encontrase en formato PNG y mostrar la silueta de la figura o personaje que queremos mostrar sin ningún tipo de fondo.

El formato PNG nos ofrece un fondo transparente, fondo que al convertirlo a formato icono, nos mostrará únicamente la silueta del personaje o figura que queremos utilizar como icono de nuestro equipo. Si no queréis complicaros la vida, lo mejor que podemos hacer es realizar una búsqueda en Google añadiendo PNG al final de la búsqueda.

Una vez hemos encontrado la imagen en cuestión queremos convertir a icono, debe convertir el archivo a formato BMP. Este paso es absolutamente necesario para poder utilizar la imagen como si de un icono de tratar posteriormente, ya que de lo contrario Windows no será capaz de leerlo.

Una vez hemos convertido la imagen PNG a formato BMP, tan solo tenemos que cambiar la extensión del archivo .BMP a .ico. Para cambiar la extensión del archivo, tan solo tenemos que pulsar sobre el nombre del archivo una vez para que se habilite la edición del nombre. O bien, podemos seleccionarlo con el ratón y pulsar F2.

Si el formato de la extensión no se muestra, debemos situarnos en la parte superior del explorador y marcar la casilla Mostrar extensiones. Esta opción está desactivada de forma nativa para evitar que los usuarios puedan modificar ciertos aspectos del sistema operativo sin que tengan el conocimiento necesario para poder hacerlo.

Si cambiamos directamente el archivo en formato PNG a .ico, Windows no será capaz de leer el formato del archivo, y no nos mostrará la imagen que hemos creado. Esto se debe, a que todos los iconos se crean en formato BMP, único formato compatible con los iconos que nos ofrece Windows.

Cómo cambiar el icono de una aplicación en Windows

Cómo cambiar el icono de una aplicación en Windows

Si el piensas que el proceso para convertir una imagen en un icono es complejo, el proceso para cambiar el icono de las aplicaciones o carpetas por los iconos que hemos creado es muy sencillo y no requiere de amplios conocimientos de Windows.

  • En primer lugar, debemos pulsar sobre la aplicación, archivo carpeta a la que queremos reemplazar el icono que nos muestra de forma nativa.
  • A continuación, situamos el ratón sobre el archivo, aplicación o carpeta y pulsamos el botón derecho del ratón para acceder a las propiedades.
  • Seguidamente, pulsamos en la pestaña Personalizar y nos dirigimos hasta Iconos de la carpeta y pulsar en Cambiar icono. En ese momento, debemos buscar el archivo en formato .ico que queremos utilizar como imagen y pulsamos en Aceptar.

A partir de ese momento, el icono de la aplicación, carpeta o archivo, mostrará la imagen que hemos convertido en icono, sin afectar al funcionamiento de la misma.

Cómo cambiar el tamaño de los iconos de escritorio en Windows

 cambiar el tamaño de los iconos

Dependiendo de la resolución de nuestro equipo, es probable, que el resultado final aparezca más pequeño de lo que en un principio podíamos haber imaginado. Afortunadamente, Windows, dentro de las infinitas opciones de configuración que nos ofrece, nos permite cambiar el tamaño de los mismos.

En problema, según se mire, es que al realizar este proceso, se modifica también el tamaño de todos los iconos, por lo que nos podemos realizar este proceso únicamente en un icono concreto. Para cambiar el tamaño de los iconos debemos realizar los siguientes pasos:

  • En primer lugar, debemos pulsar sobre una zona del escritorio donde no se encuentren ningún icono.
  • A continuación, dentro del menú emergente que se muestre, pulsamos en Ver.
  • En el menú desplegable debemos seleccionar el tamaño del icono. Por defecto, Windows 10 nos muestra el tamaño mediano, tamaño que podemos cambiar a grandes o pequeños.
¿Buscas un móvil o smartwatch?
Tanto si buscas móvil nuevo o un smartwatch, no te pierdas estas ofertas. Podrás escoger tu móvil según el precio, marca o tamaño de su pantalla.
Móviles libres de ofertaSmartwatches

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.