NASA y el KAIST se suman al proyecto Breakthrough Starshot de Stephen Hawking

Fue allá por abril de este mismo 2016 cuando nada menos que Stephen Hawking, junto al multimillonario Yuri Milner, presentaron un proyecto bastante peculiar bautizado con el nombre de Breakthrough Starshot donde literalmente se planteaba una nueva perspectiva para fabricar nano-naves espaciales capaces de viajar en misiones de exploración hasta Alfa Centauri. En este momento muchos fueron los que catalogaron esta idea, cuanto menos, de descabellada, aunque, meses después, nos encontramos con que nada menos que NASA y el KAIST o Instituto Corano de Ciencia y Tecnología, se han sumado al proyecto.

Meses después parece que la idea inicial de Stephen Hawking va tomando forma y esta nueva generación de nano-naves interestelares, bautizadas ahora como ‘StartChip‘, podrían llegar a convertirse en realidad. Para esto se ha diseñado un nuevo chip de 20 nanómetros capaz de aguantar una cantidad inmensa de radiación gracias, tal y como aseguran sus diseñadores, a que está desarrollado a partir de transistores capaz de curarse a sí mismos.

StartChip

NASA y el KAIST se suman a la peculiar visión sobre exploración espacial planteada por Stephen Hawking

Otra de las características clave está en la velocidad que estas naves deberían alcanzar ya que, con los medios actuales, si quisiéramos llegar a Alfa Centauri necesitaríamos unos 18.000 años. Para intentar reducir este tiempo a su mínima expresión, Stephen Hawking ha estado trabajando en un sistema con el que conseguir que la nave pueda viajar a la quinta par de la velocidad de la luz con lo que el tiempo necesario se reduciría hasta los 20 años.

Después de esto, el científico e investigador se tuvo que enfrentar a varios problemas como puede ser la intensa radiación que debería aguantar la nave así como a los enormes cambios de temperatura presentes en el espacio profundo. Es precisamente en este punto donde entra la NASA y el KAIST, responsables de la creación de un chip donde, en lugar de utilizar el proceso FinFET han optado por el denominado como ‘gate-all-around‘. En este proceso la puerta que rodea al nano-hilo permite o impide el flujo de electrones lo que permite que se pueda calentar a más de 900 grados en menos de 10 nanosegundos.

En las diferentes pruebas realizas con distintos tipos de intensidades de radiación, este calentamiento permite que el chip pueda sanarse a sí mismo, lo que le permite proteger las partes más críticas del mismo como pueden ser el microprocesador, la memoria DRAM y la memoria Flash. Sin lugar a dudas un nuevo paso hacia un nuevo método de exploración espacial que, si todo sigue por este camino y a este ritmo, debería comenzar junto con la próxima década.

Más información: IEE Spectrum

¿Buscas un móvil o smartwatch?
Tanto si buscas móvil nuevo o un smartwatch, no te pierdas estas ofertas. Podrás escoger tu móvil según el precio, marca o tamaño de su pantalla.
Móviles libres de ofertaSmartwatches

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *