Vuelve el canon digital, después de haber sido declarado ilegal por la Unión Europea

Durante el gobierno de Zapatero entró en vigor el canon digital, un impuesto que se aplicaba a cualquier dispositivo que fuera susceptible de almacenar contenido, ya fuera descargado ilegalmente o fuera contenido propio producido por los usuarios o empresas.

Después de muchas idas y venidas, el canon que fue anulado en 2011 y que en enero del año pasado fue declarado ilegal vuelve a entrar en funcionamiento el próximo 1 de agosto y su funcionamiento es muy similar al anterior, pero en esta ocasión el material destinado a uso profesional no estará afectado por este canon.

Cuando se anuló el canon, la compensación que recibían los creadores de contenido pasó a los Presupuestos generales del estado, por lo que todos los españoles de a pie, hicieran uso o no de medios digitales de almacenamiento tenían que pagarlo. A partir de 1 de agosto el nuevo canon digital discriminará entre el uso de dispositivo o productos para almacenar contenido si es para uso privado o comercial, uno de los motivos que produjo su ilegalización.

Quién paga y quien no paga el canon

Todos aquellas personas o entidades que se dediquen a un sector profesional y que lo acrediten, estarán exentas de pagar este canon, mientras que los usuarios de a pie, no tendrán más remedio que pasar por el aro y pagar el canon establecido en los dispositivos que os muestro en el siguiente apartado.

Las personas físicas que demuestren que el material que producen será reproducido únicamente en el extranjero también podrán solicitar la exención o devolución del importa pagado previamente a la hora de adquirirlo.

Las empresas que utilicen los medios de almacenamiento para crear copias de seguridad, tendrán que pasar por caja, algo que no tienen ni pies de cabeza teniendo en cuenta que el contenido almacenado es propio y que no se va a compartir en ningún momento.

¿A que dispositivos afecta el nuevo canon digital?

Encabezan la clasificación de mayor importe a pagar por el canon digital los discos duros externos 6,45 euros, los discos duros internos 5,45 euros, las impresoras con escáner integrado 5,25 euros, seguido de las impresoras 4,50, las tablets 3,15 euros, las grabadoras de DVD 1,86 euros y los smartphones 1,10. Los servicios de música o vídeo en streaming de momento no se han visto afectados por el canon, pero todo se andará.

Obviamente los pinchos USB, los CD y DVD, ya sean regrabables o no también se verán afectados aunque en menor medida, entre 8 y 28 céntimos respectivamente por unidad. De momento los servicios de almacenamiento en la nube no se han visto afectados, pero el gobierno tiene la opción de añadir más dispositivos, productos o servicios a la lista, algo que no debería sorprendernos.

¿Buscas un móvil o smartwatch?
Tanto si buscas móvil nuevo o un smartwatch, no te pierdas estas ofertas. Podrás escoger tu móvil según el precio, marca o tamaño de su pantalla.
Móviles libres de ofertaSmartwatches

Categorías

Gadgets

Ignacio Sala

Desde principios de los 90, cuando llegó a mis manos el primer ordenador, me ha apasionado todo lo relacionado con la tecnología e informática.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *