¿Qué hacer si tu Mac no reconoce un disco duro externo?

mac no reconoce disco duro externo

Muchas opiniones tanto de usuarios, como de expertos en el mundo de la informática, coinciden en que MacOS es el sistema operativo más solvente y eficiente del mercado. Apple ha logrado que su sistema tenga muchas menos incidencias que su competidor directo, Windows. Pero esto no implica que este libre de fallos y hoy queremos hablar de uno que puede ser bastante común y de la forma de resolverlo. Se trata de esa incómoda situación en la que tu equipo Mac no reconoce un disco duro externo. Esto es problemático, entre otras cosas, porque no podemos acceder a la información que necesitamos.

En ese sentido, vamos a revisar las causas que pueden generar este escenario y las posibles soluciones que tenemos a la mano para resolverlo.

¿Por qué mi Mac no reconoce un disco duro externo?

Las causas por las que una Mac no reconoce un disco duro externo pueden ser muy diversas y tienen su origen diferentes factores. Por ello, es necesario que llevemos a cabo un proceso de resolución de problemas que nos permita dar con la causa rápidamente, para proponer una solución adecuada de inmediato. La fuente del problema entre la Mac y el disco externo puede estar en el mismo dispositivo, en el cableado o en los aspectos de software.

De esta manera, si conectas un nuevo disco duro a tu equipo Mac y este no lo reconoce, deberás comprobar que el cable no esté dañado, que el disco no esté defectuoso y, por otra parte, que el sistema de archivos sea soportado por el sistema operativo de Apple. A continuación te presentamos los pasos a seguir para encontrar el origen del problema y darle solución.

Lo que puedes hacer si Mac no reconoce el disco duro

Comprueba el cableado

El primer paso de proceso será hacer una comprobación del cable con el que conectamos el disco al ordenador. Puede parecer un paso simple y obvio, aún más cuando tienes un disco externo recién comprado, sin embargo, los resultados podrían darnos verdaderas sorpresas. Los cables de estos dispositivos no están exentos de problemas de fábrica o de deteriorarse con el tiempo. Por ello, es importante verificar que, en efecto, funciona correctamente para continuar al siguiente paso.

Para hacer esta validación, bastará con conectar otro disco con el mismo cable.

Verifica que el disco funciona

Si el cable está en buen estado y funcionando correctamente, entonces tenemos que voltear la mirada hacia el disco. La idea es destacar que el problema esté ahí y por ello, lo que debes hacer es conectar el disco externo a otro ordenador, a fin de comprobar si lo reconoce.

Recurre a la Utilidad de Discos

La Utilidad de Discos es una herramienta de los sistemas operativos Mac que tiene como propósito la gestión y administración de las unidades de almacenamiento que conectamos. En ese sentido, desde ahí podemos obtener información sobre lo que ocurre con el disco e incluso, obtener ayuda para solucionarlo.

Abre la Utilidad de Discos desde Launchpad y a continuación, revisa cómo aparece en el panel del lado izquierdo en donde se muestran las unidades conectadas. Si aparece deshabilitado en color gris claro, quiere decir que el sistema no ha podido montar o leer el disco, por lo que no podremos acceder a la información. En este caso, podemos recurrir a otra opción de la Utilidad de Discos, conocida como Primera Ayuda que realizará un escaneo y nos indicará qué ocurre y qué podemos hacer al respecto.

El sistema de archivos

Este es uno de los factores más problemáticos y de mayor relevancia cuando una Mac no reconoce un disco duro externo. El sistema de archivos es la manera lógica en la que el disco estructura el espacio de almacenamiento a fin de guardar datos y permitir su lectura, además de administrar la información.  En ese sentido, si tiene un disco duro externo formateado con un sistema de archivos no compatible, el equipo no lo reconocerá. Esto es muy común al intentar conectar un disco que usamos en Windows con formato NFTS.

Para solucionar esto, tendrás que formatear el disco duro externo seleccionando un sistema de archivos soportado por Mac como HFS+ o exFAT. Esto lo puedes hacer fácilmente desde la Utilidad de Discos, para ello:

  • Abre la Utilidad de Discos.
  • Selecciona el disco duro externo en el panel izquierdo.
  • Haz click en la pestaña «Borrar«.
  • Selecciona el formato HFS+ o exFAT.
  • Haz click en la opción «Borrar» para ejecutar el formato.

Con estos 4 pasos, podrás dar rápidamente con el origen del problema entre tu disco externo y tu Mac. El proceso es realmente simple y debemos estar muy atentos al sistema de archivos, puesto que, generalmente, estos inconvenientes obedecen a problemas de compatibilidad. Conocer que existen sistemas de archivos para Mac, para Windows y también compatibles con ambos, puede ayudarnos a comprender mucho mejor cómo abordar estas situaciones.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.