Sony en la Gamescom 2013

sony gamescom 2013

 

La ponencia de Sony se tornó en una conferencia un tanto ploma, aburrida, falta de ritmo y, lo peor de todo, carente de anuncios de peso -por no hablar de los espantosos planos de cámara que han tenido que soportar los internautas que han intentado seguir la charla a través de internet-.

A pesar de haber tenido tiempo para hablar de sus tres sistemas más actuales – PlayStation 3 y PlayStation Vita-, además de la futura PlayStation 4, se han echado en falta novedades de mayor calado y datos más precisos en algunos aspectos.

Lo primero que nos mostró Sony fue la interfaz de su nueva consola, para darnos algún detalle más, sobre todo visualmente, de cómo funcionará, aunque ciertamente recordaba a la tan lenta y pesada que tenemos actualmente en PlayStation Store, lo cual no ha gustado a muchos, aunque es de esperar que con futuras actualizaciones se mejore tanto aspecto como rendimiento.

El primer juego en correr en la gran pantalla del escenario fue Gran Turismo 6, acompañado del nombre de los grandes fabricantes de automóviles cuyos vehículos podremos pilotar en el juego. GT6 luce bastante espectacular, aunque ya se nota la fatiga de la consola en detalles menores que delatan la obsolescencia de la misma en el plano técnico. Sorprendentemente, se anunció que se está trabajando en una película de Gran Turismo, aunque no se dieron más detalles.

Siguiendo con PS3, nos recordaron el éxito de The Last of Us y que a la consola aún le queda vida con Gran Turismo 6 o Beyond: Dos Almas. Seguidamente se anunció un nuevo servicio basado en Little Big Planet llamado Little Big Planet Hub y será una herramienta gratuita en la que los jugadores podrán dar vida a todas sus ideas, y compartirlas con el resto de jugadores de cualquier rincón del planeta.

GTA V se acerca, y Sony va a aprovechar la ocasión para lanzar un pack junto a su PS3, que además contará con una bonificación: aquellos que adquieran este pack, recibirán un descuento del 70% en contenidos de Rockstar. También se ha anunciado la rebaja oficial de la consola de 12 GB al precio de 199 euros, aunque es un precio al que ya podemos encontrar dicho modelo en algunos comercios. Recordad que la escasa capacidad de almacenamiento os obligará a adquirir un hdd compatible, además del soporte oficial, para poder disfrutar de juegos, actualizaciones y demos: a veces lo barato no resulta ser tanto. En cuanto a PS3, eso fue todo: parece que la suerte de la vieja consola ya está echada.

Llegó el turno de PS Vita y una gran ocasión para demostrar si realmente hay un apoyo serio por parte de Sony y las grandes compañías con un respaldo en forma de grandes juegos. Se recalcó la posibilidad de usar la portátil para jugar a juegos de PS4 vía remota y se confirmó una necesaria rebaja del sistema, aunque quizás llega algo tarde: el nuevo precio de PS Vita será de 199 euros, cuando ya había tiendas que la vendían a ese precio para quitarse stock de encima. También se dijo que se bajaría el precio de las tarjetas de la consola, pero no se hablaron de cifras concretas.

Respecto a anuncios de juegos, se habló de nuevos megapacks, se nombraron de pasada títulos como Batman: Arkham Origins -será el mismo que el de 3DS-, Lego Marvel, FEZ, Football Manager 2014 y se anunció Borderlands 2 para la consola, aunque no se mostró nada más allá del logo. Los que sí pudimos ver en movimiento fueron Big Fest, un simulador donde gestionamos un festival de música, y Murasaki Baby, un programa con una estética emo bastante llamativa y basado en el control táctil. Lamentablemente, el resto de juegos anunciados eran programas indies, que sin desmerecerlos, ya empiezan a aburrir al personal que se gastó 250 o hasta 300 euros en una consola que han tenido cogiendo polvo.

Por fin llegó el momento de ver más de PlayStation 4. Sony afirmó que conocen que su consola es un producto muy deseado y que así lo reflejaban el millón de consolas que ya tenían reservadas. Tras charlas repetitivas y que no aportaban nada, de la mano de personajes como Mark Cerny, parecía que era hora de ver nuevos anuncios para PS4. Si bien, fue un jarro de agua fría con indies por todas partes: The Binding of Isaac, N++, Hotline Miami, Hotline Miami 2 Wrong Number, Super Create Box… Se hizo hincapié en Everybody´s Gone to the Rapture, que usará el motor Cry Engine 3 y en el juego del estudio español Tequila Works, Rime, que parecía el hijo bastardo de ICO y The Legend of Zelda: Wind Waker.

Una de las mayores sorpresas fue el anuncio del remake del clásico y, antaño, dificilísimo, Shadow of the Beast, que llegará como juego descargable a PlayStation 4 de manera exclusiva. No sorprende el apartado gráfico y habrá que ver hasta qué punto han mutado las mecánicas jugables del clásico.

En cuanto a juegos de peso, volvemos a lo de siempre, y es que en las presentaciones que hemos visto de PlayStation 4, difícilmente se sale del conjunto formado por los cuatro exclusivos de Sony, dando el mayor protagonismo a tráilers de inFamous: Second Son y Killzone: Shadow Fall. No hubo anuncios importantes, ni teasers de nuevos proyectos ni absolutamente nada remarcable y que no se haya visto desde la presentación de febrero.

También tuvimos la ración correspondiente de juegos de Ubisoft, que tampoco se habían perdido las anteriores citas, y repitieron mostrando, de nuevo, Assassin’s Creed IV y Watch Dogs, juegos que llegarán con contenido exclusivo a las consolas de Sony. El último anuncio de interés fue la confirmación de la llegada de Minecraft al catálogo de Sony.

Minecraft Box_Screenshot_2

Como colofón de la ponencia, se conformó que PlayStation 4 llegará el 29 de noviembre a Europa al precio de 399 euros. Sin embargo, no se habló de ningún tipo de pack, cosa que sorprendió viendo lo fuerte que apostó Microsoft regalando FIFA 14 y vendiendo junto a su consola un blockbuster como Call of Duty: Ghosts, que además contará con contenido exclusivo.

La verdad es que la charla de Sony se tornó en un espectáculo difícil de seguir con interés: ha sido de las conferencias más aburridas que he visto en meses. Lo más preocupante es la sensación de confianza en sí misma que está mostrando Sony, en contraposición con Microsoft, quien se está dejando la piel por arreglar aquel tremendo lío que montó en la primera aparición pública de Xbox One. Por otra parte, la ausencia de novedades de peso, así como de exclusivos y la fuerte apuesta por los indies, no me parecen una fórmula muy acertada: ¿realmente esperan que un consumidor se gaste 400 euros en una consola para jugar a tan sólo cuatro juegos exclusivos, ports vitaminados de juegos de PS3 y Xbox 360 y una indigesta cantidad de indies? Espero que esta gente no se duerma en los laureles, tanto exceso de confianza no es bueno y Microsoft viene a rebufo.

Más información – PlayStation 4 en MVJ

¿Buscas un móvil o smartwatch?
Tanto si buscas móvil nuevo o un smartwatch, no te pierdas estas ofertas. Podrás escoger tu móvil según el precio, marca o tamaño de su pantalla.
Móviles libres de ofertaSmartwatches

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *